martes, 13 de mayo de 2008

El sueño de hillary y las opciones demócratas.


Parece que la victoria pírrica de Hillary en Indiana contra Barak Hussein ha dejado casi fuera de la batalla por la nominación a la Senadora por Nueva York, no obstante, el hecho de que ella se quede fuera deja a Barak Hussein abierto a críticas objetivas y no solo en una dinámica de partido. En el momendo de profucirse (si se produce) la nominación de Hussein Obama hay que analizar si es buen o mal candidato por si solo y sus resultados en las primarias por si solos y no contra Hillary.

Aunque los actores y estrellas del rock se crean con capacidad para poner o quitar presidentes son los votantes "acomplejados" como los llamó Hussein Obama los que ponen y quitan Presidentes. Hay varios puntos que me gustaría tener en cuenta en las perspectivas del Senador Hussein Obama contra McCaine y no contra Hillary.


  1. Los resultados en las primarias: Hussein Obama ha ganado en Estados en los que siempre ganan los republicanos en noviembre y con escasa infraestructura demócrata.
  2. Los Estados en los que ha ganado tienen muy poca representación en compromisarios en el colegio electoral que elige al Presidente. Hillary se ha quedado con los estados grandes con muchos compromisarios donde los demócratas si tienen una red electoral como California, Nueva York o Massachussets.
  3. Obama ha perdido en los Estados del cinturón industrial que posibilitó la derrota de Kerry en el 2004 como Ohio o Pennsylvania por ejemplo. Sin los Estados industriales no hay paraiso.
  4. El desencanto de la clase media, blanca y trabajadora con respecto a Hussein Obama está aumentando lo que le perjudica el acceso a los Estados anteriormente citados.
  5. El desprecio que ha mostrado hacia los Hispanos y la confrontación de éstos con los afroamericanos por ser la primera minoría del país se resta votos en Estados clave como texas (que será republicano) y Florida, estado que "dio" la presidencia a Bush con nada menos que 27 compromisarios, muy importante para la Casa Blanca.
  6. El programa electoral, inexistente en la campaña de Hussein Obama, que estaba más preocupado por parecer Bono el de U2 que un candidato político.
  7. El estar lejos del "aparitich" de Washington está bien para las primarias, pero las elecciones de noviembre son muy diferentes. ¿Piensa ir recaudando dinero puerta por puerta como el Domund?
  8. La falta de experiencia, ya sé que se ha manido mucho pero es cierto. Él solo es Senador desde hace tres años, haría falta un poquito más para ser Presidente.
  9. La ambición. Se ha dicho que Hillary es ambiciosa, pero sino me equivico, el se presenta a lo mismo, con lo que no caigamos en este machismo de bote de laca.
  10. El color político del Senador McCaine es muy liberal, se acompañará con un palurdo del sur que le atraiga esos votos, haciendo la fórmula presidencial más atractiva para el electorado de EE.UU.

Habría muchos más elementos en contra que citar, pero todavía hay mucho camino que recorrer, como ganar la nominación. Si gana Obama en novoembre las opciones de Hillary se acabaría, pero si alarga las primarias hasta la convención puede arrastrar a Obama hacia la derrota en noviembre dejando la puerta abierta para que pueda presentarse en 2012. Tal vez sea por eso que no se retire, no obstante, está en su derecho y como es evidente HMS Pinafore y el que suscribe sigue apoyando la candidatura de Hillary Clinton. Si ella no es la nominada, casi prefiero que el ganador sea McCaine. Obama es mal candidato, es luz de gas, es solo una mera ilusión del marketing político, es humo.

No hay comentarios: